La RAE dice que no al lenguaje inclusivo


La Real Academia de la Lengua Española (RAE) y la Asociación de Academias de la Lengua Española (ASALE) dieron de nuevo un golpe a la moda del lenguaje inclusivo al publicar oficialmente que se trata de una maniobra no solo innecesaria sino equivocada. Desde los comienzos de esta tendencia adoptada, la Real Academia de la Lengua Española se pronunció en contra alegando que el sustantivo en masculino es suficiente para englobar a todas las personas, sin importar el género. El tema generó controversia y acaloradas discusiones en redes sociales, y para muchos demostró que la lengua y la RAE son sistemas y herramientas de opresión a la mujer; los puristas del lenguaje y, lamentablemente, los misóginos de paso, celebraron esta postura. La RAE publicó su primer manual de estilo del idioma español titulado Libro de estilo de la lengua española y subtitulada según la norma panhispánica, donde se enfocó, sobre todo, en las reglas del lenguaje en los tiempos digitales. En su primer capítulo, el libro toca específicamente al lenguaje incluyente, rechazándolo y considerando así “innecesarias todas las variables de inclusión del doble género (como “todos y todas”, “todxs”, “todes” o “tod@s”)”. Asimismo, aclara que el género masculino, “por ser el no marcado, puede abarcar el femenino en ciertos contextos”.